“Grupo Terapéutico con Propósito”

Que significa esto? Que no solo estaremos viendo la problematica emocional de los integrantes del grupo sinó que la espiritualidad cristiana del grupo también será tenida en cuenta, pues los temas bíblicos estarán dirigidos a los problemas que muchas y muchos de ustedes estan pasando donde usando mi experiencia terapéutica de mas de 30 años de consultorio y mis años como pastor podrémos juntos buscar la resolución apropiada de los problemas que ustedes traigan.

Mi experiencia general se puede resumir de esta forma, graduado con un Master en Teología ya en mi primera iglesia entendí que me faltaban herramientas para atender a quienes en la congregación pasaban por problemas. Esto me llevó a ingresar en la facultad y graduar como psicólogo clínico para luego trasladarme a Miami USA para terminar el Doctorado. Luego de muchos años como pastor frente a tres diferentes iglesias y tareas de consultorio psicoterapéutico, me retiré del pastorado para darle mas lugar al trabajo del Seminario (www.doxa.edu) donde en 37 años ya hemos graduado mas de 7800 alumnos en el área de Consejería Pastoral y Psicoterapia Cristiana.

Como Psicólogo Clínico fundé Psicólogos Cristianos en 2020 con el afán de proveer consejería rápida a quienes aman a Cristo pero no pueden acceder a una psicoterapia por falta de medios y han sido miles las Hnas y Hnos que hemos orientado en solo 1 año de existencia. Es por esto que entendimos la necesidad de “Encuentro de Grupos con Propósito”

Si te interesaría formar parte de uno de estos grupos, te diré que serán por videoconferencia de Zoom o similar con no mas de 10 personas los martes y jueves a las 7:30pm de la noche hora Miami USA (19:30) y es para todo el mundo de habla hispana no importa en que país vivas.

Los martes un programa terapéutico introductorio  donde enseño el trasfondo psiquico dinámico de los trastornos emocionales y los jueves el programa avanzado, donde quienes ya tomaron el introductorio van a profundizar en su terapia personal.

El formato es muy sencillo: Un día por semana tendremos un tiempo de psicoeducación donde comenzaremos a desarrollar la dinámica con una pequeña clase de enseñanza sobre psicoterapia y las emociones, para que luego quienes quieran podrán participar compartiendo acerca de sus problemas. Los jueves (para quienes ya han terminado el programa introductorio) terapia con dinámica de grupo pura. La reuniones serán totalmente confidenciales. Escríbenos para mas información!!!

La participación en el grupo es bien económica por cada sesión y obviamente siendo el grupo tan pequeño, entenderás que recibimos este valor no como ganancia, sino para que al invertir en tu propia terapia te intereses en la misma y puedas sanar tu condición.

Cuando la forma te pida clave escribe: XB345

Usa esta forma para inscribirte y recibir el link de tu videoconferencia

Testimonio de Vanessa de Venezuela (quien participó en el Grupo introductorio – con su permiso para publicar)

Primeramente agradezco mucho a mi Amado Señor Jesucristo por haber puesto en mi camino al Doctor Marino, ha sido de Gran bendición para mí, eternamente agradecida a mi Señor Jesús, porque las cosas buenas que pasan en nuestras vidas son un milagro maravilloso.

Mi experiencia con la Psicología Cristiana ha sido muy positiva, particularmente pienso que mi restauración fué un conjunto de varias cosas, 1- La lectura del libro provisto por el Dr. Marino, 2- El Encuentro de grupo con propósito, 3- Las tareas asignadas para realizarlas en la semana 4- y el poner en práctica los ejercicios y las actividades.
 
Cuando inicié las terapias aún vivía dependiente de las pastillas para dormir y Anti-depresivos, las dejaba algunos días pero luego debía volverlas a tomar porque me volvían los síntomas de la ansiedad y el pánico de volver a caer en el estado crítico de depresión en que estaba. Vivía encerrada, no quería hablar con nadie, ni salir, Cada conversación que tenía con alguna persona las interpretaba de una manera muy dañina que me sumergían aún más en la depresión, y por más que leía la Biblia no la podía retener porque a mí mente llegaban ataques fuertes de pensamientos negativos, un pensamiento negativo me lleva a otro peor y así podía pasar todo el día y la noche encadenada. Estaba llena de miedo y temor porque pensaba que todas las personas del mundo eran muy malas y me harían daño.
 
Muy agobiada sabía que tenía un problema de salud que solucionar pero como no es una enfermedad visible, nadie me tomaba en serio, nadie de mi familia podía entender lo que me estaba sucediendo y no recibí ayuda. Tampoco tenía dinero para poder pagarme un psicólogo clínico, más sin embargo, llegó el tiempo en el que mi Señor Jesucristo oyó mi clamor y me encontré en el internet el sitio web del Dr. Marino quien me atendió y de inmediato me proveyó un Libro que se llama Mindfulnes Cristiano, el cual comencé a leer muy esperanzada, algo dentro de mí me decía que allí comenzaba mi restauración, y así fué, el panorama de mi situación empezó aclararse, entendí con más profundidad los síntomas de la enfermedad, qué me ocurría? Porqué me ocurría? Las causas, pero lo más valioso fué haber encontrado las herramientas de como podía combatir la enfermedad, y al comenzar a ejecutarlo de manera constante siguiendo al pie de la letra las instrucciones me di cuenta que ya comenzaba a mejorar. Paralelamente a la lectura del libro también estoy recibiendo la ayuda en el grupo, esto está reforzando aún más mi recuperación, he venido prestando mucha atención a cada clase de psicoeducación impartida por el Dr. Marino. Comencé a ejercitarme en la manera de desarrollar el hábito de Monitorear mis pensamientos, al principio es un poco lento los resultados pero a medida que me ejercíto los resultados van mejorando, y es ir en contra de los pensamientos negativos, enfocándome en buscarle a cada situación difícil que se me presente algo positivo y así practicarlo una y otra vez hasta hacerlo ya un hábito natural en mí. Perseverando logré notar cambios en mis actitudes y estados de ánimo. Yo era iracunda, cualquier dificultad u obstáculo me hacía saltar en furia o llanto, estaba llena de rabia y carecía completamente de paciencia; sin embargo al ir ejercitándome diariamente he notado dentro de mi paz, paciencia y alegría, ahora enfrento con más fortaleza las circunstancias difíciles, y las palabras que yo consideraba hirientes en los demás ya no me afectan. Algo muy hermoso que aprendí es que: de las experiencias negativas elijo enfocarme en algo positivo y si no logro conseguir nada pues está mi Señor Jesucristo que representa todo lo Bueno para mí.
 
Los ejercicios de respiración profunda también fueron una ayuda muy importante en mí porque tanto en el día como en la noche podía sentir mi corazón acelerado, pensé que era un problema de salud más grave en mi corazón, porque no cesaba de latir rápido y fuerte, no lograba tranquilizarlo, hasta que por fin hoy ya puedo sentir que mi corazón funciona normal.
 
Así mismo, el poder escuchar otros testimonios en el encuentro de Grupo me ayudaron a darme cuenta que no me ocurría a mí nada más, pude percibir que los traumas que causaban la enfermedad eran similares a las de algunas de mis compañeras de grupo, las experiencias eran parecidas, eso me ayudó a despejar mi mente a no sentirme sola ni estigmatizada. Además siento que los resultados en mí han favorecido la relación con mi familia y con los que me rodean, siento amor por ellos, incluso me han manifestado que mi manera de hablar ha cambiado.
 
… Y Alabado sea el Señor Jesucristo!!! pues este proceso me ha ayudado a encontrar mi identidad con mi Señor. Mi relación con El es más cercana y me siento Felíz por ello, cada palabra que leí en el libro entraron a mi mente como joyas preciosas y tesoros invaluables, eran como gotas de un bálsamo fresco y suave que masajeaban mi mente y mi cerebro, y sentía como se dicipaban los miedos, los temores, las dudas y preguntas sin respuestas, comencé a vivir más claro y profundo de cuánto me Ama El Señor, ahora cada versículo que leo en la Biblia logro entenderlos con más claridad. También siento que mis dependencias afectivas por carencia de Amor en la infancia se esfumaron porque ahora siento su Amor más real y cercano, cada encuentro que tuve con Jesús leyendo su palabra llore de alegría muchas veces porque me sentí Libre… El Señor ha hecho en mí en solo 2 meses.
 

Dr. Osvaldo Marino Casseignau M.Div.-Psy.D.-Ph.D.

error: Content is protected !!